martes, 28 de octubre de 2008

June et Jim- Les Vivants + Fables (2008)


Nuestras madres, que nos quieren mucho, son, por lo general, las personas que más dificultad encuentran para entendernos cuando nos hacemos adultos. ¿A qué viene esta absurda reflexión? pues porque sin duda alguna, la frase que más lleva repitiéndome mi madre durante los últimos quince años es "Pero hijo mío, ¿para qué quieres tantos discos?", esa pregunta en tono casi de lamentación es una especie de mantra con el que la autora de mis días me martiriza con cierta asiduidad. Ha sido ese asombro que muestra mi madre hacia mi costumbre de adquirir discos de manera casi compulsiva, el que ha hecho que en más de una ocasión yo mismo me haya planteado el por qué de mi obsesión por la música, la respuesta la he encontrado en discos como los que hoy os traigo.

Uno de los mayores placeres que me proporciona la música es el de la primera escucha; pocas cosas hay comparables al preciso instante en el que oyes una canción o un disco por primera vez, esos instantes de expectación, de incertidumbre, ese halo de misterio, todo eso sólo me lo proporciona la música. Pero es que además cuando esa primera escucha es positiva el placer se multiplica y a uno le invade una sensación inexplicablemente maravillosa, de repente te sientes como si hubieses descubierto un tesoro, a partir de ese momento esos sonidos nuevos pasan a formar parte de tu equipaje vital. Todo eso y mucho más me ocurrió la primera vez que escuché a June et Jim. Cómo llegué a ellos, pues a través de un cartel, vi que tocaban en mi ciudad, me pareció atractivo lo que se decía de ellos y acabé buceando en su myspace en busca de canciones. La sorpresa fue instantánea y el flechazo no se hizo esperar. June et Jim son un dúo formado por una cantante francesa y un compositor español afincados en París, su propuesta es una revisión de la chanson francesa, a la cual sacan de paseo por arrabales y puertos nocturnos, de la mano de Nino Rota y Lee Hazlewood, para acabar cantando y tomando copas al amanecer en compañía de Tom Waits. June et Jim no tienen prejuicios a la hora de componer sus canciones, se inspiran en el cine, en la literatura o en sus propias vivencias; rabia, melancolía, ternura e ironía, tienen cabida en los textos de este peculiar dúo, que a veces lanzan guiños indisimulados a monstruos de la talla de Beckett, Cocteau, Artaud, Genet, Chejóv o Materlinck, casi nada... La música de June et Jim se construye a base de loops, es decir, grabando una serie de sonidos por separado que luego se repiten de manera sincronizada pasando a formar parte de un todo. Sencillos ritmos de guitarra, palmas, el tintineo de unas campanillas, tres o cuatro notas de un piano de juguete, unas maracas, e incluso el ruido de un periódico cuando lo estrujamos con nuestras manos, June et Jim aprovechan todo eso y mucho más en sus canciones, formando parte de una tradición de pop minimalista en la línea de su compatriota Pascal Comelade. Las voces de esta extraña pareja se entienden a la perfección, se buscan, se replican, se admiran, se enamoran; a veces uno tiene la extraña sensación de que June et Jim han nacido para cantar juntos. La voz grave y dura de Jim tiene su contrapunto perfecto en la dulzura y el sosiego que transmite la garganta de June.

Hasta la fecha June et Jim han grabado tres discos, tres trabajos totalmente autoproducidos que pasan por encima de la industria discográfica, ésa que hace creer a la gente que sin pasta no hay oportunidades. La irrupción de internet ha abierto todo un mundo de posibilidades a los artistas, un sinfín de vías a través de las cuales promocionarse y acercar su trabajo a todo el mundo, ahora más que nunca el "hazlo tú mismo" se ha convertido en una realidad, y June et Jim son un ejemplo de ello. "Les Vivants" fue grabado entre enero y marzo del presente año, mientras que "Fables" es un trabajo mucho más reciente si cabe, data de agosto de 2008, apenas tiene tres meses. June et Jim se encargan de todos los instrumentos, así como de todos los asuntos técnicos de la grabación, el resultado es bastante bueno, no tiene nada que ver con grabaciones caseras ni con sonidos lo-fi. De todas formas, lo mejor que podéis hacer es descubrirlo vosotros mismos, dejaos atrapar por el magnetismo que desprenden June et Jim, seguro que son una de las propuestas más originales y atractivas de cuantas habéis oído en los últimos años.

June et Jim son unos músicos a tener muy en cuenta en lo sucesivo, unos artistas que prometen darnos muchas alegrías, os recomiendo encarecidamente sus directos, y os agradecería que si os gustan estos dos discos os pongáis en contacto con ellos vía e-mail para que os hagan llegar alguna copia, gente como ellos necesitan vuestro apoyo. Esta vez el post no tiene muchos extras, tened en cuenta que June et Jim no son un dúo consagrado ni tienen a sus espaldas una larga trayectoria, eso hace que no aparezcan muchas entradas referentes a ellos en internet, de todas formas os dejo un enlace a su myspace y un vídeo donde los podréis ver interprteando en directo el maravilloso tema "Cendres". Espero que os guste.




MYSPACE DE JUNE ET JIM


JUNE ET JIM- LES VIVANTS + FABLES

7 comentarios:

Ana dijo...

Gracias por llevarme a ver este concierto. Disfruté muchísimo y me emocioné con estas voces e instrumentos, ya lo sabes. Siempre nos quedará París.
Un beso.

binguero dijo...

Gracias a ti Ana. Siempre eres la coartada perfecta para ir a un montón de conciertos interesantes que de otra forma me perdería; realmente eres TÚ quien me lleva a los conciertos, y eres TÚ quien los hace especiales. Gracias por ser mi cómplice en los días de lluvia.
Qué ganas de volver a París, ¿verdad?

Un besazo

babelain dijo...

Binguero, gracias por este magnífico "descubrimiento". Este tipo de actitud en la música es algo que siempre me he valorado; mucho más que la grandilocuencia o las superproducciones y los arreglistas que lo ensucian casi todo (hay excepciones, claro). Me han encantado estos June et Jim; tomo nota. Un placer visitar este blog con cosas tan interesantes y distintas. Gracias.

binguero dijo...

Bab, qué alegría verte de nuevo por aquí. Me alegra saber que te han gustado June et Jim, sé que eres un gourmet musical y paladares como el tuyo no son fáciles de agradar, me satisface ver que estamos en el mismo barco. Desde luego el placer es mío, es un orgullo que melómanos como tú visiten este humilde blog, estás en tu casa.

Un abrazo, compañero.

Paola dijo...

Devolviendote la visita desde P.&C. te doy las gracias por el comentario que dejaste y por estos discos de June et Jim, un sorprendente descubrimiento.

babelain dijo...

En que buena estima me tienes, Binguero. No me pongas "colorao" que soy muy tímido jejeje. Se que vuestra labor en blogs como estos es impagable, así que como mínimo hay que agradecer vuestro trabajo y dedicación. Además con muy buena información y comentarios. Saludos.

Rafa Chávez dijo...

Anoche estuve escuchando estos dos álbumes y la verdad quedé prendido: muy buena música, muy lindas voces y lo malo es que no parlo francés, jajaja, si no seguro que adoraría las letras...

En fin, gracias!